Sistemas de captación de agua pluvial y filtración a base de Zeolitas

¿Qué es un Sistema de Captación de Agua Pluvial?

Consiste en recolectar el agua que se precipita de forma natural en nuestras azoteas, filtrarla para retener las impurezas, almacenarla y finalmente desinfectarla para convertirla en potable y utilizarla en diferentes actividades.

Problemática:

El agua es el elemento más importante para la vida, cada vez tenemos menos agua disponible para el consumo humano; consecuencia de su mal uso, incremento poblacional y la poca conciencia sobre la importancia que tiene.

Solución:

Una solución sustentable para abastecernos del agua es aprovechar los ciclos naturales, en este caso la lluvia a través de un Sistema de Captación de Agua Pluvial. Recuperar el agua pluvial a partir de los techos de las casas ahorra el consumo de la red de agua potable por lo tanto un ahorro económico, no se malgastarían los recursos naturales y se beneficia al medio ambiente.

Un Sistema de Captación de Agua Pluvial típico implementado en domicilios consta de los siguientes componentes:

  1. Techo, (captación del agua pluvial).
  2. Canales o canaletas.
  3. Bajantes.
  4. Filtro de Zeolitas.
  5. Cisterna (recetor de agua filtrada).
  6. Desinfección.

ESPECIFICACIONES:

  1. Techo:

Es la superficie de captura (plana o inclinada) debe estar limpia e impermeabilizada con materiales que no contengan plomo, no deben habitar mascotas en esta área.

  1. Canales o canaletas:

Colecta y conduce el agua, regularmente son canaletas de lámina galvanizada y/o tubería de PVC.

  1. Bajantes:

Conduce el escurrimiento pluvial al sistema de almacenamiento, regularmente son tuberías galvanizadas y/o de PVC.

  1. Filtro de Zeolitas:

Las Zeolitas permiten filtrar el agua que viene directamente de la superficie de captura, regula el ph, retiene metales pesados, reduce dureza que previene la formación de incrustaciones en las tuberías, además de estar especialmente tratadas con nitrato de planta para eliminar bacterias. Las zeolitas  utilizadas están tratadas con un intercambio iónico de acuerdo al tipo de agua.

  1. Cisterna (receptor de agua filtrada):

Depósito de concreto o PVC, donde se almacena el agua una vez filtrada, su volumen dependerá de cada vivienda.

  1. Desinfección:

Proceso para inactivar agentes patógenos contenidos en el agua; los siguientes son los dos métodos más sencillos para desinfectar el agua:

  1. Con cloro líquido (hipoclorito de sodio líquido): El procedimiento que se debe seguir se encuentra por lo general en la etiqueta del producto para agregar la cantidad recomendada, el cloro líquido se adquiere en cualquier tienda departamental.
  2. Con pastillas de cloro (hipoclorito de sodio solido): Este método es el más recomendable, consiste en introducir las pastillas en un dispensador flotante, también conocido como flotador de alberca, el cual dosificará al disolvente por toda la cisterna. Las pastillas se pueden adquirir en tiendas: “The Home Depot”